en

¿Te has planteado si tienes afinidad con tu pareja?

El ser humano de por sí lleva consigo la búsqueda. Vivimos en una búsqueda constante, y aunque no siempre seamos conscientes de ello, esa búsqueda va enfocada a la estabilidad en el sentido más amplio y a la vez concreto, relacionándola con la seguridad. 

Todos necesitamos tener paz mental para poder identificar si los comportamientos y actitudes de nuestra pareja, nos suman o nos restan. Por eso, cuando conocemos a una persona nueva, buscamos puntos de afinidad, es decir, nos esforzamos para saber si somos afines con ella o no.

 ¿Quieres saber qué grado de afinidad tienes con tu pareja? 

La afinidad con la pareja es sin duda una de las cosas más buscadas por el ser humano, el amor es un gran motor en la vida. 

Buscamos la estabilidad laboral, a todos nos gustaría tener un trabajo seguro que nos aportará a la vez un crecimiento personal, es decir, hacer lo que nos gusta, y una estabilidad económica, necesaria para vivir cómodamente. Una estabilidad social, nos gusta contar con un grupo de amistades y mantenerlo a lo largo del tiempo. Una estabilidad familiar, la relación con los distintos integrantes de la familia, padres, hermanos, hijos, es necesaria. Y por supuesto una estabilidad emocional, aquí entra la relación de pareja.

Pero ¿Qué es lo que buscamos en una pareja?, le podemos poner muchos adjetivos según cada persona busca en su media naranja una serie de características, pero todas ellas derivan en lo mismo: la afinidad con la pareja.

Tipo de afinidades

Son varios, pero según los sociólogos la afinidad con la pareja se centra básicamente en tres puntos:

La afinidad física o atracción física. La afinidad con la pareja también debe ser física. Hay quien teme hacer referencia a este punto pensado que se le puede tachar de superficial, pero la verdad es que la atracción física es importante en la pareja. No se quiere decir con ello que busquemos en nuestra otra mitad un físico diez, simplemente que su apariencia, aspecto o cuerpo, nos guste y nos atraiga, esto no tiene nada de malo. 

La afinidad en la parte intelectual. Hace referencia a la afinidad con la pareja en los gustos, intereses, expectativas,… no quiere decir que seamos un calco el uno del otro sino simplemente que nos complementamos, habrá cuestiones que se compartan y otras que se enriquezcan gracias a los diferentes puntos de vista.

La afinidad en el sentido interno del individuo. Quizás el más complejo y el que puede determinar si la afinidad con la pareja es real o no. Hace referencia a la esencia, a los ideales, a las búsquedas y logros en la vida y la manera de conseguirlos.

La afinidad con la pareja es imprescindible para que la relación sea duradera y estable, hay personas que indican que son incapaces de amar, o que temen a un compromiso, generalmente este tipo de personas son incapaces de poder llegar a encontrar una pareja porque realmente no se aman a sí mismos, es primordial conocernos y amarnos para poder encontrar y amar a la persona que compartirá con nosotros el camino de la vida.

La afinidad con la pareja es importante, pero igualmente lo es el que ésta perdure, para ello es primordial el amor incondicional, el respeto mutuo y una comunicación abierta sin ningún tipo de prejuicios.

 

¿Qué te parece?

Escrito por admin

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

Peces marinos más increíbles

Llaveros con desinfectantes de manos